miércoles, 1 de noviembre de 2017

despierta

despierta


de ese sueño profundo que te mece en tu camino, que te hace deambular en todos los sentidos, yendo y viniendo, una y otra vez a la misma puerta de donde saliste, despierta en tu interior esa luz que te hará de guía, la que te llevara por sitios donde el dolor y la desesperación llegan a un limite insostenible, por no entender el porque, de tanta crueldad, donde el amor debería reinar, donde la necesidad de existir como humano, de tener un lugar donde vivir y comer, nos ciega, cargándonos de pierdas en el camino, que simplemente brillan porque la belleza brilla ante el ojo humano, desde el mas humilde servidor, al mayor egocéntrico, la capacidad humana en todos es infinita, solo tenemos que sentir, abrir nuestra sensibilidad, con todo aquello que nos rodea, abrir las manos y extenderlas a el mundo, sin mas motivo que ayudar, sonreír y dar las gracias por estar en este cuerpo humano, experimentando el amor que esta raza puede sentir, la alegría y la brillantez de hacer que otros brillen y sean alegres en tu camino.

llega una era de entendimiento, en las que las grandes religiones, irán desapareciendo, por si solas, por sus hazañas horribles en el amor de un ser, que nunca pidió la muerte de nadie, por dejar a muchos de sus hijos morir de hambre, mientras todas las iglesia están llenas de tesoros, de difundir a grito limpio, la maldad de los humildes, mientras ellos eran los malvados y siguen en ese camino, por todo eso el cambio llega, por el norte, de una nueva generación, que guiada por seres de luz, irán llenando los conscientes de los humanos, hasta cambiarlos en su sensibilidad, siendo los insensibles apartados de entre las masas, irán cayendo en el sueño de su propia ira.


ser amor y querer la vida como tal, despertar en el camino y cambiar el rumbo, lo que aquí hagamos luego cuando el cuerpo muera y nuestro ser de luz salga de el, tendrá sus consecuencias, no hablo del infierno y grandes hogueras, os hablo de la soledad de esa luz contaminada, que tendrá que reciclarse de nuevo, en sitios de poca luminosidad en algunas dimensiones, en dimensiones de un solo plano, donde moverse es casi imposible, allí irán todos esas luces de cuerpos humanos, que hicieron que otros sufrieran atrocidades, mientras que los que fuimos mas sensibles, nos irán encaminando, a través de espacios donde iremos despertando, o quizás reencarnemos, para terminar el trabajo que se nos encomendó en la primera encarnación, pocos irán directos a la gran luz, pero al final todos regresaremos a casa,
a cada estrella, de la que provenimos y seremos luz y amor.

israhel.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

algo de amor

algo de amor recordaban mis besos tu cutis suave mis manos aquellas caricias entre tu piel mis ojos te examinaban llenos d...